jueves, 22 de mayo de 2014

Reiteradas denuncias alertaron a la Gerencia de Servicios Públicos


Alcaldía rescató cachorros que eran vendidos en condiciones de insalubridad
   

(20-05-2014).- Un total de 22 cachorros de distintas razas caninas fueron rescatados el pasado martes por la Gerencia de Servicios Públicos de la Alcaldía del municipio Libertador, en medio de un operativo de fiscalización y constatación de denuncias que fueron interpuestas ante dicha dependencia por las supuestas complicaciones de salud en las que se encontraban los animales al momento de ser vendidos.

Ricardo Ramírez, gerente de Servicios Públicos, explicó que el rescate se efectuó para garantizar la vida de los sabuesos, por cuanto algunos ciudadanos denunciaron la muerte de los cachorros que habían comprando días atrás a comerciantes ilegales apostados en la avenida Universidad, lugar donde se precisó el operativo.

Tras la jornada de decomiso de las crías, en la que además participaron la Policía Municipal de Libertador y las asociaciones de protección animal ORCA y ASN para garantizar tanto la seguridad de los ciudadanos como el resguardo de los caninos, se realizó una serie de exámenes veterinarios a los mismos, a través de los cuales se evidenció una baja condición corporal, parasitosis elevada, desnutrición y escasa higiene, según los médicos tratantes.

Al ambulatorio veterinario donde fueron llevados los animales para las evaluaciones de rigor, se apersonó el alcalde Carlos García para constatar los hechos y conversar con los vendedores ilegales, a quienes les recalcó el respeto de la municipalidad por el derecho al trabajo, siempre y cuando esté apegado a las normas y no represente una amenaza para la vida animal. Sin embargo, enfatizó que será la Gerencia de Servicios Públicos quien determinará los procedimientos a seguir.

Fiscalización permanente

Sobre la venta ilegal de los cachorros que se realizaba en la avenida Universidad, así como de otros rubros, Ricardo Ramírez indicó que la municipalidad ratifica la prohibición de dicha actividad comercial en la zona, puesto que además no existe ninguna permisología que les avale.


Aseguró que se mantendrá la supervisión y fiscalización para evitar sean retomadas las ventas ilegales, mientras estudian la posibilidad de dar en adopción a las crías como garantía de que permanezcan sanos y en resguardo de una familia. (Prensa Alcaldía municipio Libertador)